05 octubre 2017

Esto es lo que pasa.

Rate this posting:
{[['']]}

Pi i Margall, un gran federalista injustamente olvidado.



2,2 millones de votantes en un acto ilegal.

1 herido grave

1 grave no herido (*)

Centenares leves o muy leves, ninguno hospitalizado.

Centenares no tratados ni de forma ambulatoria. 

Varias falsedades, entre ellas los tres dedos rotos uno a uno (ésta especialmente, por su impacto en las redes y su capacidad de crear relato, en este caso falso) y varias fotos que correspondían a años anteriores.

Esto no es una opinión, es un hecho.



Esto no es desproporcionado. Da pena, da rabia, es doloroso, pero es lo que pasa cuando gente como Puigdemont, Junqueras o Gabriel, escondiéndose tras los ciudadanos, los lanzan convertidos en masa a la calle, destrozando el imperio de la ley (de manera flagrante el 5/6 de septiembre), única y última frontera de los ciudadanos ante todo tipo de violencia, y permitiendo que impere la ley del más fuerte .

Es lo que pasa cuando el gobierno de la nación se esconde tras los jueces y las fuerzas de seguridad del estado para defender lo que, por otra parte, esta obligado a defender. Se equivoca, pero no por hacer valer la ley, que es su obligación y nuestro derecho, sino por hacerlo por el camino fácil. 

Y es lo que pasa cuando Pedro Sánchez se esconde tras ese engendro conceptual de la nación de naciones, incompatible con cualquier forma de federalismo.

Y vuelve a ser lo que pasa cuando los partidos que deberían apoyar claramente una España federal se lían con el (falso por inexistente) derecho a decidir y con el (falso por no aplicable) derecho a la autodeterminación, los dos también incompatibles con cualquier forma de federalismo.

Es también lo que pasa cuando los Mossos actúan de forma desleal para con la democracia.

Es, por último, lo que pasa cuando tantos y tantos compran un relato en lugar de analizar los hechos y obrar en consecuencia. No importa que relato gane, lo que importa es que sea coherente con los hechos.

Iba de democracia, y por eso lo legítimo era no participar en esa ilegalidad llamada referéndum. No iba de derrocar a Rajoy (al PP), eso se hace en elecciones generales. Iba de secesión, y por eso votar no tenía riesgo de ser manipulado: existía la certeza de ser manipulado, como así ha sido. 

Y todo eso pasa, y puede pasar, precisamente por qué tenemos la suerte, ganada a pulso, sí, pero sin olvidar que la sociedad no nos acompañó y tuvo antes que morir el dictador, de vivir en una democracia plena, la 17a del mundo (The Economist), rozando a Reino Unido, Austria, Alemania u Holanda, y por encima de Uruguay, Japón,  Italia,  Francia o Estados Unidos.

(*) En la Copa del Mundo de Fútbol, que tuvo lugar en Alemania entre el 9 de junio y el 9 de julio de 2006, los servicios médicos atendieron un total de 4.279 pacientes por problemas cardiovasculares, un 2,66% más que en el mismo periodo del año anterior: 114 casos más. Fuente: New England Journal of Medicine, http://search.nejm.org/search?w=Cardiovascular+Events+during+World+Cup+Soccer&search=SEARCH.

1 comentario :